CASA EN VENTA
Don Cirilo y sus mejores discípulos
Fandangos Temáticos "Candelaria 2017"
Convocatoria Encuentro Nacional de Jaraneros 2017
CASAS PARA CANDELARIA 2017

¿Qué buscas en Tlaco?




Don Cirilo y sus mejores discípulos


Don Cirilo y sus mejores discípulos

Esta foto que subió mi compadre Julio Corro hace unas semanas, me llenó de tanta alegría, nostalgia y orgullo por todo lo que representa esa imagen, que quise darme tiempo para describirla y en este caso también compartirla como anécdota:


2016-12-19

En el verano de 1998, Estanzuela tenía 3 años de creación con el nombre, y 5 años de que nos habíamos conocido en la Casa de la Cultura, Julio “Cola”, Juan “El Gordo”, Xóchitl “La Ñega”, Cristóbal “El campi”, Juan Carlos “El Quemao”, José Fidencio “Colocho” y otros más, teniendo como mentores a Don Cirilo Promotor y a Evaristo Silva “Varo”, y en donde Julio y Juan ya tenía cerca de 8 años tocando en el Conjunto Tlacotalpan; para ese entonces ya teníamos en todo nuestro ser la locura pura del Fandango, asistíamos a cada Fandango del que nos enterábamos, en ese tiempo no había Facebook, ni siquiera conocíamos los celulares y mucho menos sistemas de mensajerías como ahora, sólo era que nos enterábamos por la radio o porque alguien nos platicaba que habría un fandango en tal o cual lugar, y estos lugares eran Lerdo, Saltabarranca, Santiago, San Andrés, Tuxtepec, es decir meramente regional, además de que en esa época éramos estudiantes algunos de nivel bachiller y otros a medias aguas universitarias, juntábamos dinero como podíamos, o recurriendo a nuestros padres para los boletos de la “Cuenca” o las famosas y extintas “Rápidos del Papaloapan”, y en la circunstancia de tener que hacer la cooperación para comprar un paquete de “Bimbo”, una mayonesa y unas rebanadas de jamón para amortiguar el hambre, y con esa torta nos pasábamos toda la noche fandangueando hasta recibir los beneficios gastronómicos de un fandango con tamalitos y bebidas.


Bueno, regresando a la foto, con un Cirilo Promotor con mucha fuerza todavía y picardía en sus ojos, tanta fuerza como la que tuvo para brincar de un salto una ventana de la casa de la cultura con una jarana en la mano dispuesta a rompérsela en la cabeza a mi compadre Juan Varela todo gracias a una “Bromita” de las que acostumbrábamos; con esta foto me doy cuenta que fue una época decisiva -refiriéndome a los personajes de la foto- Don Cirilo, que gracias a su trabajo en laudería era denominado como uno de los 100 grandes maestros del Arte Popular de México, por Fomento Cultural Banamex, ese día fueron a darle la noticia y hacer una sesión de fotos para un libro que dejara testimonio de estos 100 personajes de México, y al fondo de la foto mi compadre Julio y Yo.

 
Ese verano Julio había tomado la gran decisión de su vida de meterse de lleno a aprender laudería, ya había tenido contacto con esta manifestación de construir instrumentos un poco antes, pero ese verano había decidido dar el gran salto, y como bien dice él, hay amigos que te llevan a la ruina o que son más fieles que un hermano, total que me convenció de acompañarlo en el camino, esa labor de convencimiento que tiene el cabrón, me orilló para asistir con él los dos meses que duraba el verano escolar en ese entonces, cada mañana de las ansiadas vacaciones, llegábamos a las 9 de la mañana ancá de Don Cirilo para que nos enseñará a construir instrumentos siendo sus chalanes literalmente, lijar, cepillar y observar, es lo que más recuerdo, ver como apuntaba en el diapasón la distancia de los trastes, una liga gruesa y un clavito del puente a la ceja, irle sintiendo el sonido, y justo cuando se escuchaba el cambio, ahí le marcaba con un lápiz donde iría el diapasón; recuerdo como elaboraba el pegamento de “Flor de leche”, que no estoy seguro ahora, pero era leche, harina y limón para que se cortara el engrudo ese, y no sé cómo, pero Don Cirilo sabía si estaba al punto o se había pasado de ingredientes y ya no servía, tengo el sabor de la Coca que nos compraba don Cirilo (Supongo que él lo consideraba como nuestro pago por estar más de 6 horas ahí y le exprimía dos limones, que para que no hiciera tanto daño, y a darle de nuevo a la lijada. Hombre de pocas palabras, duro y serio, pero compartido.


Julio aprendía con una naturalidad el manejo de las herramientas, trazos y cálculos en la madera, que no me extraña nada que actualmente sea uno de los lauderos más reconocidos, la misma facilidad para aprender a tocar requinto, que a ratos Don Cirilo también compartía en el patio de su casa. En ese verano yo recibí la noticia de que había sido admitido para ir a estudiar a la Universidad Veracruzana en la facultad de Pedagogía, y tomé la decisión de partir de Tlacotalpan hacia la gran ciudad, que para nosotros los tlacotalpeños en ese entonces veíamos al puerto de Veracruz como la gran urbe (Cuando de niño-joven te vestías muy formal en Tlacotalpan, era muy común que los amigos exclamaban: ¡Cojones que vas a ir a Veracruz?¡).


Pues así fue, partí a Veracruz a descubrir mi camino, Julio se quedó forjando el suyo junto con Don Cirilo para después agarrar vuelo como él solo lo sabe hacer, Estanzuela seguía creciendo, formando un estilo y formando más músicos en Tlacotalpan y por donde pasaron más amigos entrañables Eder, Edgar, Memo, Hueman, El Güero y otros tantos de paso fugaz; sin embargo, hoy en día cada uno de los que somos Estanzuela tiene un camino forjado con tropiezos, grandes pérdidas de amigos y familia querida y extrañada por todos nosotros, pero nos negamos a extinguirnos, nos negamos a dejar de compartir la música, aquí seguimos y estamos presentes, dejamos un legado como uno de los grupos de niños-adolescentes que en 1994 ya andábamos pegando brincos sobre la tarima y berridos al pie de ella, y por eso celebramos cada año la decisión de vida de cada uno de nosotros por seguir al lado.


20 años como Estanzuela, 23 años como amigos y como familia, gracias a Dios, a la vida y a Ustedes, nos vemos el 22 de diciembre para celebrar¡¡¡


Fuente: Rafael de Jesús Vazquez

Regresar a Noticias

¡Reserva tu Hotel!

Entrada


Salida


Cantidad


Adultos
Niños


Próximos Eventos


Ver más eventos.

 

CulturaPatrimonio Cultural de la Humanidad

Tlaco.com.mxLa cuenca del Papaloapan